sábado, 24 de septiembre de 2011

Las 16 claves del tiempo del líder

  1. El tiempo del líder ha de estar al servicio de la organización y de los colaboradores, y no del propio capricho, comodidades o intereses.
  2. El líder debe atender bien a su gente y a aquellos que solicitan reunirse con él.
  3. Conceder la gestión del tiempo al asistente, tiene ventajas, pero también inconvenientes:
    1. Éste puede filtrar según sus propios criterios
    2. Se dejará llevar por sus preferencias
    3. Tiende a dar imagen de una poco razonable superioridad sobre otras personas.
    4. Causa conflictos entre la agenda que lleva el propio líder y la que ella pilota, etc.
  4. Reuniones continuas e interminables son señal de poco que hacer, por mucho que se corra.
  5. El trabajo en solitario suele ser muy fructífero, pero exige "defender" horas sin interrupciones. Pocos líderes aprender a hacerlo, porque es precisa una voluntad bien formada, y unas ideas claras sobre hacia dónde se camina.
  6. Escribir las alternativas ante un determinado problema, ayuda a agilizar las reuniones.
  7. Convocar reuniones sin que estén todos los implicados, o no prepararlas, es una solemne pérdida de tiempo y energías.
  8. La puntualidad honra a quien la vive, pues exige y manifiesta un consistente control de la propia voluntad.
  9. Quienes se creen superiores, abarcan más de los que pueden y acaban quedando mal con muchos.
  10. A veces merece la pena llevar un diario exhaustivo durante algunas semanas, para reflejar allí a qué se dedica el tiempo.
  11. El tiempo de lectura (de formación, en general) no es perdido sino utilísimo.
  12. Si se tienen claros los objetivos, estructurarlos resulta bastante sencillo. Si falla lo primero, se va a la deriva. Demasiados líderes dan palos de ciego, porque no saben no quiénes son en realidad, ni lo que valen, ni a dónde van.
  13. Dentro del horario más intenso no deben de faltar ratos de tranquilidad para la reflexión.
  14. Cada cambio de actividad hace perder tiempo. Es mejor dividir el día por conceptos espacio-temporales, y lo mismo cada semana, y cada mes, y cada año...
  15. El teléfono es una gran ladrón de tiempo. Se modera, si se delimitan los periodos de llamada y de recepción de comunicaciones.
  16. Es necesario un orden con los papeles y documentos para no perder el tiempo.
Cuando un hombre es feliz no siente el transcurrir de las horas. El trabajo debe ser una ocupación gozosa, donde uno lo pase bien. E igualmente la familia. Por eso, sería bueno que costase cortar con una actividad para acudir a atender la otra, pero porque se disfruta en ambas, no porque se huya de una de las dos (o de las dos).

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada